Niño vende aviones de papel para comprar un teléfono.

Esta historia se desarrolló en una localidad de Brasil, ahí Arthur Ferreira un niño de siete años perdió su teléfono al caersele al mar.

Desde ese momento comenzó a pensar como obtener dinero para comprarse otro dispositivo; para esto, se le ocurrió hacer aviones de papel y venderlos, los niños de su edad lo tiraron a loco y eso lo puso triste, pero su mamá publicó su iniciativa en face, pero antes le compró todos los primeros aviones que el niño había hecho. La historia rapidamente se viralizó y mas de una personas envió su apoyo para que Arthur, pudiera comprarse el teléfono.

Cuenta su mamá que jamás imaginó que los aviones de papel de su hijo, llegaran a volar tan alto.

Foto/En redes